Entrenar con instructor

Un preparador puede ser una opción interesante

Un preparador puede ser una opción interesante

En el momento de entrenar para disponer de un mejor estado físico hay dos opciones, prepararse solo o con un instructor. En el caso de contar con un entrenador, éste realiza un análisis del último entrenamiento teniendo en cuenta el rendimiento físico y el estado anímico del deportista. Con estos elementos realiza un balance y elabora un plan de acción al que debe someterse el atleta.

Asimismo lo orienta en cuanto a las capacidades, aptitudes y actitudes para los próximos compromisos que debe afrontar. Es decir que el entrenador se convierte en un trasmisor de lo que observa en el deportista y le ofrece las posibilidades de mejorar en rendimiento. Esto se complementa siempre con palabras de aliento, de que es posible alcanzar la meta. Dicha labor psicológica genera confianza y motiva al atleta.

Influencia del ambiente

La percepción que el atleta tenga del medio ambiente ya sea climático o psicológico influye en su rendimiento. En estos casos el entrenador estimulará sus capacidades y valorará sus esfuerzos, y acompañará en los resultados del trabajo. Todas las expectativas que se tienen según los esfuerzos y la metodología de entrenamiento quedarán resueltas cuando se visualicen los resultados finales.

Para esto es fundamental la relación de armonía que deben mantener el deportista que entrena para corregir y mejorar su rendimiento y su entrenador, creador de las pautas de trabajo. Cuando se reúnen para entrenar coordinarán si el ambiente donde se desarrolla el entrenamiento es el adecuado o conviene hacerlo en un ambiente más propicio a los intereses de quien debe entrenar.

Calidad al entrenar

Alcanzar una alta competitividad dependerá de la evolución del deportista, la cual se alcanza a través de un trabajo continuo, constante. El núcleo central de un buen entrenamiento está en la cantidad de horas dedicadas a entrenar y calidad de la actividad. Para ello es fundamental que el deportista no se encuentre solo en esta etapa que es previa y posterior a cada competición.

El clima funciona como un estímulo que influye sobre el individuo y en la interacción entre lo personal y lo social. Este factor ambiental también puede favorecer en la calidad de un entrenamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *